Los aficionados a comer buenas tapas en Hospitalet de Llobregat (Barcelona) no renuncian a probar uno de los pinchos más conocidos: la Gilda. Para muchos, fue el primer pincho de la historia, para otros, es un emblema de las clásicas banderillas en vinagre que incluso puede comprarse ya en conserva.

Fue en 1948, en Casa Vallés (San Sebastián), cuando se creó esta combinación de encurtidos compuesta por una aceituna, una anchoa y una guindilla en vinagre. El nombre proviene de la famosa película protagonizada por Rita Hayworth, ya que, al igual que el personaje, esta banderilla es salada, picante y verde para lo que se estilaba en la década de los 40 del pasado siglo.

Hoy en día, los que apuestan por las buenas tapas en Hospitalet de Llobregat (Barcelona) tienen claro que la Gilda debe formar parte de su pedido. Su sabor es una interesante combinación de ingredientes y sabores que permite disfrutar de un buen vino o de una cerveza como acompañamiento.

Además, el toque picante ayuda a abrir el apetito provocando así que el cliente apueste por el consumo de este aperitivo tan clásico como delicioso. El uso de una materia prima de calidad y la apuesta por jugar con las texturas son siempre sinónimo de éxito. Poner a prueba tu paladar puede ser la mejor manera de comenzar cualquier comida con amigos, familiares o compañeros de trabajo.

En Plats i Vermut siempre tenemos en la carta este pincho elaborado con las mejores anchoas. Lo acompañamos de otros como las croquetas, las conservas y recetas diversas que hacemos a diario. Ven a nuestro bar para conocer en primera persona por qué la comida casera puede convertirse en la mejor manera de disfrutar comiendo. Disfruta de un ambiente familiar y convierte tu experiencia gastronómica en un momento inolvidable. Te esperamos.