Parece algo sin importancia pero quedar a tomar algo en un bar restaurante en Hospitalet de Llobregat (Barcelona) a la hora de salir del trabajo tiene muchísimo más valor del que parece.

Y es que esa costumbre tan española de salir a tomar una tapa en un bar restaurante en Hospitalet de Llobregat (Barcelona) a media mañana o al terminar de trabajar con los compañeros es sin duda uno de los mejores inventos que hemos tenido en nuestro país.

Está de moda el work friend o "trabajo amigo", una corriente llegada de los países anglosajones que consiste en actividades que mejoren la convivencia y las relaciones entre los compañeros de trabajo.

A buenas horas, mangas verdes; que diría el refranero castellano. Lo de la convivencia con los compañeros de trabajo lo inventamos los españoles allá por el mil ochocientos y pico, el día que al rey Alfonso XIII se le ocurrió pedir una tapa. Y como buenos súbditos, aprendimos la lección.

Delante de una caña y una tapa se firman en España las alianzas y las guerras. Los mejores negocios se cierran con un brindis que vale más que una rúbrica, porque es un compromiso de honor.

Y nada de llevarse los problemas del trabajo a casa, pudiendo dejarlos, y muchas veces incluso solucionarlos, delante de un buen pincho.

El nuevo de la oficina deja de serlo tras invitar a la primera ronda y la jubilación no llega hasta que has pagado la última. El afterwork español está escrito en las paredes de los mejores bares.

En Plats i Vermut te esperamos cada día con una extensa carta de tapas para ofrecer a tus compañeros y a ti el descanso que merecéis. Venid a tomar unas tapas o, mejor aún, sentaos a probar nuestra carne a la brasa o nuestros choricitos del infierno. Porque trabajamos para que tú descanses al salir de trabajar.